¿Cómo funciona Redbubble?

Los artistas abren una tienda en nuestra plataforma y suben sus obras.

Tú encuentras diseños originales estampados en productos molones.

Ellos cobran por su trabajo y tú te llevas a casa algo que te encanta.

Queremos llenar de creatividad hasta el último rincón de la galaxia

Redbubble nació en 2006 en Melbourne (Australia) con un objetivo muy simple: ofrecer a los artistas independientes una nueva manera de vender sus creaciones. Con el tiempo y mucho cariño, hemos conseguido que más de 600 000 artistas y diseñadores de todo el planeta hagan llegar sus obras a millones de personas en decenas de productos: camisetas, pegatinas, fundas para móvil, cojines… ¡Todo un mundo de posibilidades!

Apoyamos a artistas independientes de todo el mundo

Redbubble no podría existir sin el trabajo de los artistas, desde profesionales hasta aficionados pasando por fans con grandes ideas. Ellos abren una tienda en nuestra plataforma y suben sus obras. Tú encuentras diseños con tanta personalidad como tú. Cada venta ayuda a uno de esos artistas a ganarse un poco mejor la vida. ¿A que es una maravilla?

Diseños originales estampados en productos fantabulosos

¿Te imaginas a un perezoso haciendo yoga en tu taza de café? ¿Necesitas una camiseta con un gato diabólico para tu próxima boda? ¿Siempre has querido una hamburguesa con tutú en la funda de tu teléfono? En Redbubble podrás bucear entre miles de productos originales: sea cual sea tu estilo, seguro que encuentras algo que vaya contigo. Trabajamos con empresas de estampación e impresión de todo el mundo para poder ofrecer más de 60 tipos de productos a la altura de la calidad de los diseños que crean nuestros artistas. Cada pedido se hace bajo demanda, especialmente para ti.

Se buscan artistas

¿Quieres que el resto del mundo vea de lo que eres capaz? Abre una tienda en Redbubble: es gratis y solo tardarás unos minutos. Olvídate del jaleo de la producción; solo tienes que subir tus diseños y dejarnos a nosotros el resto. Organizamos el proceso de estampación y los envíos a prácticamente cualquier lugar del mundo. Suena bien, ¿no? ¡Ni te lo pienses!

¡Vamos allá!